Baldosas de Bilbao

Una ciudad dice mucho por sus suelos. Sí. Cuando viajo me encanta fijarme en esos detalles de las baldosas, losetas, tapas de alcantarillado, etc… Y Bilbao tiene mucho de eso.

La famosa roseta bilbaína (así como la de Barcelona) se ha convertido en todo un símbolo de la ciudad.

Pero aceras y pavimentos no es lo único que me enamora de Bilbao.

Con motivo del BBK Live elegí el Cosmov Hotel para dormir sólo una noche. Todo un acierto ya que queda a tiro de piedra del centro: el Museo Guggenheim por un lado, la Gran Vía, Plaza Moyúa y calle Ercilla por otro, y a diez minutos el casco viejo. Lo básico si sólo pasas unas horas en Bilbao.

Me chifló el Azkuna Zentroa, todo un descubrimiento. La piscina suspendida en el aire, los pavimentos de la entrada, el gran sol en el atrio central.. Un sitio verdaderamente mágico.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s